Vecinos de Breña, San Isidro y Miraflores afectados por descoordinación en obras publicas

Vecinos de Breña, San Isidro y Miraflores afectados por descoordinación en obras publicas

Hace tres meses, los vecinos del jirón Varela en Breña, viven en medio del polvo y ruido que causan los trabajos de mejoramientos y rehabilitación de las pistas y veredas por parte de la municipalidad y el cambio de redes de agua potable, desagüe a cargo de Sedapal.

PUEDES VER: Lima: Municipalidad pone en funcionamiento el nuevo puente vehicular Arica [FOTOS]

Ante esto el alcalde de Breña, Angel Wu, denuncio que su comuna paralizó el proyecto porque Sedapal aún no concluye sus trabajos pese a que, en enero del 2017, mediante un documento, aseguraron que no ejecutarían obras en la zona. Jaime Luy, gerente de Servicios de la Zona Centro de Sedapal, aclaró que se pidió un estudio que evalúe el impacto en la zona, la municipalidad inicio sus obras y los escombros afectaron las tuberías, en los trabajos se están cambiando las tuberías que se vieron afectadas por las obras de la comuna.

Similares controversias se viven en otros distritos de Lima, donde las pistas se rompen para ejecutar obras, y luego de un tiempo se vuelven a romper para que una nueva empresa ejecute sus trabajos.  El ingeniero Néstor Huamán asegura que esta práctica ocasiona que disminuya la calidad de la vía, pues las empresas solo reparan o parchan una franja y no la totalidad de la pista, usando una mezcla fría, que es de menos calidad y hace imposible que se pueda compactar correctamente.

Karina Vargas, gerenta municipal de San Isidro, denunció que muchas de las empresas efectúan trabajos sin avisar a la comuna porque manifiestan que están haciendo obras de emergencia, para las cuales no se necesita una comunicación previa. A su parte, Germán Ramos, gerente de Servicios de la Zona Sur de Sedapal, explicó que el 90% de los trabajos que realizan en San Isidro son de emergencia debido al aumento poblacional en el distrito.

También en Miraflores, los vecinos se quejaron de que el último martes la empresa Entel rompió las pistas sin avisarles. Este es un requisito que exige la Municipalidad de Miraflores al intervenir en la vía pública.

Cabe indicar, que el experto en temas municipales Julio César Castiglioni afirma que las comunas están imposibilitadas de multar a las empresas prestadoras de servicios pese a que los órganos de gobierno distrital deberían autorizar o denegar los trabajos que se hagan dentro de su jurisdicción.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *